El teórico de la conspiración de extrema derecha Alex Jones le dijo a un jurado el jueves que «había terminado» de disculparse por impulsar teorías de conspiración sin fundamento sobre la masacre de Sandy Hook.

En el estrado, Jones perdió los estribos mientras era interrogado por Christopher Mattei, un abogado de los demandantes, familiares de las víctimas de Sandy Hook que están demandando a Jones por difamación.

Mattei le había pedido a Jones que «muestre un poco de respeto» a las «personas reales» y las familias de los niños asesinados en el tiroteo, algunos de los cuales estaban en la sala del tribunal.

Jones había lanzado una diatriba sobre los «liberales» y acusó a Mattei de «perseguir ambulancias».

«¿Es esta una sesión de lucha? ¿Estamos en China? Ya he dicho que lo siento cientos de veces, y he terminado de decir que lo siento», dijo.

“Yo no progenié esto. No fui la primera persona en decirlo”, agregó Jones, refiriéndose a la teoría de la conspiración que difundió de que el tiroteo en Sandy Hook fue un ataque de bandera falsa.

«Pensé legítimamente que podría haber sido una puesta en escena, y lo mantengo, y no me disculpo por ello», dijo.

Actualmente, Jones está pasando por una serie de juicios en Connecticut y Texas en los que los miembros del jurado decidirán cuánto tiene que pagar Jones a los familiares de las víctimas de Sandy Hook. Ha sido declarado culpable de difamación en cada caso.

En agosto, un jurado de Texas ordenó a Jones pagar casi $50 millones en daños a los padres de Jesse Lewis, una de las víctimas de Sandy Hook, por afirmar sin fundamento que la masacre fue un engaño diseñado por el gobierno.

Durante su juicio en Texas, Jones admitió que sabía que la masacre de Sandy Hook era real, pero pareció refutar eso en sus declaraciones ante el tribunal el jueves.

Su bravuconería en el estrado se hace eco de las declaraciones que hizo en una entrevista transmitida a principios de este mes en la que también dijo que «había terminado» de disculparse por difundir mentiras sobre el tiroteo.